5/12/11

Improvisando un plan

Deseaba que fueras tú. Lo deseaba con toda mi alma y no me atreví a acercarme hasta que supe que no tenía nada que perder. Y me miraste, y te hablé, nos reímos y salimos de allí colgados el uno del otro. Desde entonces no ha importado lo que haya sido antes, la chica tímida que no se atreve a hacer nada por miedo a que algo no salga como ella cree. Porque tengo que confesarte que ya me gustabas mucho antes, te había visto muchas veces y nunca pensé en hacer nada más que eso, mirarte. Esto debe sorprenderte, lo sé, tú que siempre dices que soy una loca, que no me paro a pensar en nada, que cada día te sorprendo con una nueva aventura... 

Te he pedido tanto, y tú siempre me has complacido. Esa primera noche te dije que te quería solo para mí. “Desde este mismo instante seré tuyo para siempre”. Todo me daba vueltas, mi noria empezaba a girar a un ritmo frenético que ni tú ni yo hemos parado nunca. En tan poco tiempo hemos vivido muchas vidas, yo te proponía algo y tú no lo pensabas, siempre has dicho sí. Con tú sí yo he dicho sí a mi vida. 


Recordarás la única vez que me viste llorar. Tú estabas agarrado a tu guitarra y me pediste que me sentara, dijiste que tenías algo para mí. Nadie me había escrito una canción. Nunca te lo había pedido y tú lo hiciste, no lo había planeado ni sabía que algo así podría ser para mí, y sin embargo es lo que más feliz me ha hecho. Ni todos los besos, abrazos, lugares, locuras, sueños que hemos compartido se pueden comparar a la única cosa que yo no había ideado, una canción. Y me la has regalado tú.


Siento no haberte dicho toda la verdad, pero no quería que hicieras lo que yo deseaba solo por compasión, quería que fueras libre de elegir sin nada que te condicionara para amarme. Siento haber desaparecido, eso tampoco he podido evitarlo, o tal vez sí tenía alguna oportunidad, pero eso hubiese significado no habernos conocido nunca, y yo lo deseaba con toda mi alma.


Deseé que fueras tú, deseé tenerte, deseé que me acompañaras, deseé ser atrevida, deseé viajar, deseé volar, deseé olvidar, deseé vivir, deseé amar…, y tú has improvisado el mejor de los finales. 




18 comentarios:

El mundo de Yas (Andrés) dijo...

Que intenso es el deseo cuando amamos sin mesura, te falta el aire y todo.
Pero es lo que ocurre cuando todo fluye con rapidez, todo es intenso y todo es "si".
Me ha gustado tu reflexión.
Besote.
Mundoyás

Sara dijo...

una canción... qué regalo más perfecto!

No hay nada como un final improvisado ;)

pd. me gusta mucho la foto!

Señor de las Historias dijo...

Una historia de amor que se desvanece entre los dedos, y que nos hace plantearnos una pregunta importante: ¿Merece la pena invertir en algo que sabemos que acabará?

Cuando se trata de amor, al igual que tú, creo que SÍ.

Un placer, visitarte, un placer leerte.
SdlH

Sara dijo...

Tu relato me pareció algo así como una carta de despedida preciosa que junto con el regalo de él, hacen infinita su historia. Me gustó mucho pasarme por aquí, creo que nunca lo había hecho.
Nos seguimos leyendo, un saludo!

Jara dijo...

empiezo por la foto que me encantó cuando la vi.
y sobre tu relato... sabes? te imagino a ti hablando deprisa, sin respirar, con tu sonrisilla loca, y te imagino sobre el papel, escribiendo sin parar y saboreando cada compás de esa canción.

siendo o sin ser la protagonista real, que yo te he imaginado porque sí, me encanta volver a leerte.

1 besote

Ƹ̵̡Ӝ̵̨̄ƷSechatƸ̵̡Ӝ̵̨̄Ʒ dijo...

Un sueño cumplido cuando toma forma siempre es el mejor de los finales. Besotes.

P.D.: nunca te lo he dicho, pero si no lo hago reviento. En la foto que figura en tu perfil del blog me recuerdas a Nuria Fergó (la de O.T), ¿eres su gemela?

Malena dijo...

Jo, qué bonita historia. Desde luego, no hay mejor regalo que una canción.

Un placer leerte esta semana :)

Carlos dijo...

Narras muy bien ese momento, sin medición de tiempo alguna, que late oculto hasta que desvela su presencia y retorna con fuerza, tanta que como sucede en tu relato causa una fuerte emoción recuperarlo, ya para siempre.

Una canción puede generar una sinfonía de sentimientos.

Que bueno que volvamos a reencontrarnos! :) Un abrazo!

atenea dijo...

Te ha quedado una historia perfecta, muy bonita e intensa a la vez. Me ha encantado.

Nos leemos :) Besos!!

Jan (Niobiña) dijo...

Y gracias a esa canción el amor que se tenían será eterno, siempre será grande, nada podrá cambiarlo ni borrarlo. Esa canción los hizo eternos a los dos. Me ha encantando.

Besines de todos los sabores y abrazos de todos los colores.

Pistachita dijo...

Que bonito Laura! Y que bien describes lo que es el amor! Amar sin condicionar, recibir sin esperarlo! Me ha encantado!

Esther dijo...

:( Qué tristes son los finales... No me gustan. Mucha gente se empeña en escribirlos... algunos hablan de ellos, como si fueran algo inevitable pero, yo digo y sostengo que cuando se escribe un final es porque alguna persona quiere... porque conozco otros, que viven juntos toda la vida, y nunca escribieron un final.

Bonito homenaje :) Una canción... no me extraña que te gustara ¡uy! Si a mí me hubieran hecho eso... Me recordaste a mi cuñada... que mi hermano le grabó un CD con sus propias canciones... ¡Je,je! Qué cosa más chula y por supuesto, le encantó. Pequeñas, grandes cosas, como me gusta decir :)

Un saludito, de nuevo, Laraisabel. Pues, te animo a adoptar :)

Hada de las frases dijo...

Una historia de amor que romperá las barreras del tiempo gracias a esa canción. Un punto y final que para mí hace que esa historia sea eterna. Maravillosa.

Te dejo besos y polvo de Hada.

Popi dijo...

Esto del amor es muy difícil: que si digo o dejo de decir, que si hago o dejo de hacer, no sé, creo que lo mejor es ser fiel a uno mismo, y supongo que eso hizo la de la historia.
Besos
y buena estancia

alguien dijo...

Otra enamorá, madre del amor hermoso. La semana que viene, quiero cuento con principio, nudo y desenlace. Quiero, también que alguien me escriba una canción. Igual cualquier día te escribo un cuento.
muac

El Pistolero dijo...

Vaya, un final triste. Aunque tratándose de amor, dificilmente un final triste empaña el tiempo vivido. Y si además hay una canción para recordar ese tiempo...

Buen trabajo!! Un beso!!!

Aarón

PD: Enhorabuena por lo de Irlanda!! A celebrar Saint Patrick!!!

Hell dijo...

Una carta de amor y sinceridad preciosa.
No tengo mucho que decir, ya que, en esto del amor, no es lo mío. Aún así, me ha gustado mucho como has descrito una historia de amor intensa y alocada en unos pocos párrafos.
Escribes muy bien, Lauri.
Nos vamos leyendo, semana tras semana.
Besos.

Hell.

Pd: No sabes la envidia sana que me da el saber que te vas a Irlanda, uno de mis puntos en el mapa de "sitiosqueconoceryvisitar".

wannea dijo...

o.0 lo dejan??? en serio??? pero por queeeeeeeeeeeeeeee????? si iba todo tan bien!!! T.T cosas incomprensibles de la vida, cuando lo tienes todo siempre sueñas con algo más, encantada de volver a leerte :)

bessos!

¿En qué estrella estará mi dulce corazón?

¿En qué estrella estará mi dulce corazón?